El Ibex 35 se separa de los 9.000 puntos, a la espera de nuevos datos macro en EEUU

125125

Las bolsas de Europa se muestran titubeantes. Los principales parqués del Viejo Continente cotizan este viernes dubitativas, sin rumbo fijo, con ligeros movimientos tanto al alza como a la baja. También se comporta así el Ibex 35 que, no obstante, se mantiene cerca de los 9.000 puntos y, por tanto, de sus primeras resistencias. Los futuros norteamericanos vienen con alzas moderadas. Y es que los inversores se mantienen a la espera del dato oficial de empleo de Estados Unidos, que se conocerá al mediodía, y que podría alejar los temores a una mayor desaceleración más fuerte de lo esperado en la primera economía del mundo.

La economía estadounidense dio ayer buenas señales. Pese a retroceder levemente en agosto, el sector servicios se mantuvo en expansión, según PMI. Pero aún más destacado fue el informe de empleo de la consultora ADP: mostró que se crearon 195.000 empleos en el sector privado el mes pasado, muy por encima de los 148.000 estimados por los analistas.

Esta referencia se toma precisamente como un anticipo del dato oficial que hoy publica la Oficina de Empleo de EEUU, por lo que ahora también se espera que este supere las expectativas. Así, el dato de paro norteamericano "se mantendría sólido", como anticipan los analistas de Renta 4 en su informe diario. Algo que demostraría que Estados Unidos "sigue generando puestos de trabajo a buen ritmo", añaden por su parte desde Link Securities.

Todos estos datos rebajan los temores a una fuerte desaceleración (o incluso recesión) de la mayor potencia económica del mundo que en las últimas semanas han cogido especial fuerza. De hecho, desde hace pocos días, la curva de tipos de EEUU ya no está invertida. Esto es, el país vuelve a financiarse más barato a largo que a corto plazo: el interés del bono a dos años se sitúa hoy en el 1,54% y el de diez años (Treasury), en el 1,57%.

De hecho, la bolsa norteamericana vivió ayer fuertes ganancias en sus principales índices, que les acercaron a sus máximos históricos.

Sin embargo, las plazas europeas se muestran más cautelosas este viernes, a la espera de que la 'fortaleza' de la economía estadounidense se confirme. Además, a primera hora se han conocido nuevas señales de alerta sobre en este lado del Atlántico. Se trata de Alemania, principal potencia de la Eurozona, cuya producción industrial se contrajo en julio (frente al ligero crecimiento esperado).

La noticia es de naturaleza puramente informativa y no puede considerarse como una propuesta o una indicación para realizar determinadas transacciones en los mercados financieros y de productos básicos.
Error
Mensaje: