China no cede y se prepara para una guerra comercial a largo plazo

124376

China no cede: su designación como país «manipulador de divisas» por parte de EE UU es a sus ojos, poco menos que una infamia: el banco central reaccionó calificando la medida de «injustificada» y la prensa oficial ya habla abiertamente de cómo afrontar una guerra comercial a largo plazo.

«Se trata una medida caprichosa, unilateral y proteccionista que menoscabará gravemente las reglas internacionales y que tendrá un impacto material en la economía y las finanzas mundiales», aseveraba anoche el Banco Popular de China (BPC), que niega que exista un problema de manipulación de los tipos de cambio.

El BPC quiso calmar los ánimos, después de que la prensa internacional hiciera sonar las alarmas sobre una supuesta guerra de divisas y reiteró su capacidad para mantener el yuan estable en «un nivel de equilibrio y adaptación», así como su compromiso de hacerlo.

«China nunca ha usado y no usará el tipo de cambio del yuan como herramienta para lidiar con las fricciones comerciales», apostilló el banco.

Error
Mensaje: